Print

Print


Ido y esperanto en La Revista Blanca.

Ido y esperanto en La Revista Blanca.



De La Revista Blanca, Barcelona, 1 de diciembre de 1926. Páginas 33-34 y 38-39.


       ----------


¿Es el Esperanto superior al Ido?


El esperanto tampoco puede hacer una distinción entre tú o usted vosotros ustedes. Usted come ustedes comen, se traduce lo mismo: Vi manghas! Los idistas decimos: Usted come («vi» manjas); Ustedes comen («vi» manjas).


Estas cuatro frases que expresan ideas tan sencillas y corrientes y de significado tan contrario:


Ellos se sentaron antes que ellas;

Ellas se sentaron antes que ellos;

Ellos se sentaron delante de ellas;

Ellas se sentaron delante de ellos,


sólo tienen en esperanto esta traducción: «ili sidighis antau ili», porque en esperanto ili significa ellos y ellas, y antau expresa antes (en el tiempo) y delante (en el espacio).

Véase la traducción idista:


Ili sideskis ante eli;

Eli sideskis ante ili;

Ili sideskis avan eli;

Eli sideskis avan ili.


Si no temiésemos hacer interminable este artículo, citaríamos otros muchos casos en los que es patente que el ido supera al esperanto, sin contar las muchísimas palabras que han sido substituidas por otras más internacionales; y aunque los esperantistas afirman que nosotros buscamos textos de comparación agradables en ido y de sílabas jn en esperanto, es lo cierto que ellos tienen la misma libertad para hacer estas comparaciones a su antojo, y, sin embargo, nunca suelen recurrir a este procedimiento, como si les infundiera pavor ponerse vis a vis con su rival.

Pero a nosotros nos parece que no hay mejor argumento para demostrar la superioridad del ido y por eso volvemos a insertar un texto esperantista que, para que no se nos diga que lo buscamos o formamos caprichosamente, lo extractamos de la Fundamenta Krestomatio. Su autor es el propio Zamenhof:


«Kaj ili prenu bluan tukon kaj kovru la kandelabron de lumigado kaj ghiajn lucernojn, kaj ghiajn prenilojn kaj ghiajn cindrujojn kaj chiujn ghiajn oleujojn, kiuj estas uzataj che ghi.»


La traducción idista es: Ili prenez blua tuko e tegez la kandelabro iluminal e lua lampi e lua pinchili e lua cindruyi ed omna lua oleuyi, quin uzesas apud olu.»


En español: «Y ellos tomen una gasa azul y cubran el candelabro de iluminación y sus lámparas y sus pinzas y sus ceniceros y todas sus aceiteras que se usan junto a ella.»


Si a pesar de estas comparaciones hay quien afirma que el esperanto es superior al ido, nosotros no haremos sino lamentar la ceguera o el fanatismo de quien así piense; pero reconociendo que el mundo no lo constituyen sólo los esperantistas, debemos enfocar el problema con absoluta imparcialidad, con ejemplos palpables, no con teóricos lirismos, para que el lector libre de prejuicios pueda estudiar serenamente esta importante cuestión de la lengua internacional.


Pedro Marcilla



Otra Revista


«Ad avane» es el título de una Revista de divulgación de la lengua internacional «Ido». Aparecerá este mes de diciembre escrita en español y en ido.

La nueva Revista constará de 20 páginas y la suscripción al año importará 5 pesetas. Dirección: Calle Encarnación, 14, Valencia.




Alrededor de la Lengua Internacional



No quería salir al paso de la cuestión, por creerla ya suficientemente debatida internacionalmente y porque creo que verdaderamente no vale la pena hacer el hidalgo por un entuerto que hace tiempo está enderezado y se tiene sólo por sus propias fuerzas y esfuerzos; pero... al fin, y viendo la insistencia con que se menciona y se quiere hacer tergiversar la verdad en su plena desnudez, probaré de hacerla salir a flote, con el permiso y benevolencia de los compañeros de LA REVISTA BLANCA, ¡que para algo somos idealistas!


A1 artículo de la compañera Ferrer no voy a hacer ninguna observación; es insignificante lo que dice y lo creo de sobras contestado con lo dicho por mi buen y antiguo «samideano» Saljo, que, mal que le pese al compañero Elizalde, es verdad y probable a todas horas y a todos los que por ello se interesen; sólo hay que consultar lo históricamente escrito en revistas de aquellos tiempos; de aquellas famosas reuniones no hablemos, pues, como bien dice el amigo Elizalde, la parte moral de aquel principio del Ido por su autor marqués Beaufront, bien conocido en nuestros medios con el nombre de «Beso de Judas», no tiene importancia para nosotros, aunque diga el refrán «De tal palo tal astilla»; lo que verdaderamente interesa a todos es saber si el Ido es o no superior al Esperanto, he aquí el tema. Vamos a ello.


A largos rasgos voy a hacer algunas observaciones al artículo del buen compañero Elizalde, para entrar en seguida de lleno en la materia; en primer lugar acepto el reto por él lanzado sobre los textos comparativos, pero ampliado con algunas modificaciones que yo creo imprescindibles, pues con textos de varias líneas es la blague, eso es, se puede hacer lo que se quiera, pues siempre son unas líneas más o menos buscadas y fáciles de encontrar, como lo demuestran sus textos, que, a más de ser buscados, ¡han sido traducidos con una sintaxis diferente a la del original esperantista, haciéndolos más cortos, cosa que también podría ser hecha en Esperanto; que en vez de unas líneas sea todo un libro y que ese libro sea el de nuestro querido P. Kropotkine. Ética, que acaba de ser editado y puesto a la venta por «Sennacieca asocio Tutmonda» (si interesa tenerlo a algún compañero, puede dirigirse al administrador de S. A. T. Lerchner, Colmsstrasse, número I, Leipzig, O. 27, Alemania, precio 1'80 marcos alemanes), obra traducida del ruso al Esperanto por unos buenos compañeros de allí. ¡A la obra, pues, amigo Elizalde! Y después compararemos la eufónica, la estética, la lógica y, sobre todo, la comprensibilidad y en general todos los puntos dignos de ello, para probar la superioridad de una u otra lengua.


F. A. TANO (1151)


(Continuará)